Seleccionar página

España.

He sentido el fantasma de la guerra civil española.

Una mira antes, durante y después de las elecciones autonómicas y municipales que tuvieron lugar el pasado 24 de mayo. Es bonito observar en silencio lo que la ciudadanía expresa, partidos políticos, políticos de alto estándar dicen, la mayoría de ellos, a excepción de las dos nuevas mujeres que han saltado a un primer plano (Ada Colau y Manuela Carmena), que de alto estándar son pero más en lo que a cultura se refiere. Una piensa en qué se percibe y cómo la ciudadanía habla, comenta, se queja, atenta contra estos y aquellos contra los otros, y el silencio. El silencio dice mucho.

Nelson Mandela en Madrid

Plaza significativa en el barrio de Lavapiés. Cuánto daño hace la guerra, todo lo que hay que trabajar después para intentar aliviar sus consecuencias/ Madrid. J.M

Antes del 24-M pudimos ver cómo políticos como Esperanza Aguirre, bastante nerviosa por la posibilidad de perder la alcaldía de Madrid, acusaba a su contricante, Manuela Carmena, de “apoyar” o relacionarla con ETA. ETA ha sido una palabra muy utilizada antes del 24-M, algo ciertamente penoso. Esperanza Aguirre vivió el bando vencedor de la guerra civil española en aquellos años turbios de los 50-60, cuando todo estaba silenciado, y parece que continúa hablando desde ese taburete, sin caer en la cuenta de que en Euskadi estamos tratando de construir paz, y reconvivir, si es que alguna vez hemos convivido.

También se ha escuchado hablar mucho de comunismo, marxismo-leninismo, de Venezuela. No me gusta lo que veo de ese país, conozco algo de cómo funciona Bolivia y no me convence, aunque no he ido a Venezuela, y no sé cómo funciona.

Parece que el debate máximo lo han centrado el Partido Popular y Podemos, este último partido que aspira al cambio. Izquierda Unida ha resultado muy dañada y UPyD… Ciudadanos se la ha comido. Las voces ciudadanas se imponen y las personas están muy cabreadas de ver cómo el sistema capitalista, los bancos, las malas praxis les deshumanizan, sin ningún dolor de corazón además. Los de abajo atacados por los de arriba. El empoderamiento de la ciudadanía lleva a despoderar a muchos.

El fantasma de la guerra en las palabras de Albert Rivera

Recuerdo las palabras “controvertidas” de Albert Rivera, presidente de Ciudadanos, en el centro, como Podemos, un poco más a la derecha, el otro un poco más a la izquierda. Yo al menos así los sitúo. Me llama la atención esa nueva moda del centro, la derecha no se ha desvirtuado, sigue descabellada, pero la izquierda se ha fragmentado incluso en ideología, ahora existe confusión en qué es de centro y qué de izquierda. El Partido Socialista Obrero Español (PSOE) no sé muy bien qué hace.

En cuanto a aquellas palabras “controvertidas” volvió a estallar el fantasma de la guerra civil española, cuya resolución parece lejana, aunque no creo que imposible. En España la memoria de asesinatos, fusilamientos, graves vulneraciones de derechos humanos no ha sido atendida, no sé si algún día ocurrirá, espero que sí. Hace poco un amigo me contaba que un familiar suyo había sido quemado vivo durante el franquismo, precisamente cuando hablábamos de las elecciones del 24M, una historia relegada al absoluto olvido.

Ocurrió en un taller de processwork al que acudí en las Jornadas Internacionales que Gernika Gogoratuz organizó con motivo del 78 Aniversario del bombardeo que sufrió Gernika durante la guerra civil española. En aquel taller, donde hablamos y practicamos también, la reconstrucción de las identidades, el trabajo en procesos, se habló de algo que me llamó mucho la atención: cómo en un sistema guerra, y en un sistema postconflicto (corríjame si me equivoco) existe el fantasma de la guerra. Es decir, la atmósfera que se vive, las historias del pasado y lo que has escuchado.

El fantasma de la guerra civil española volvió a saltar cuando Albert Riverá aseguró que éramos los jóvenes, los nacidos tras 1978, año en el que comenzó la transición, los únicos que podíamos gobernar en España. Vaya, me quedé impresionada de cómo los partidos políticos reaccionaron: todos echándose las manos a la cabeza, claro, todos son “mayores”, incluso el periodista Iñaki Gabilondo dijo algo de “acné” de Albert Ribera en ese vídeo-blog tan famoso que tiene, al parecer le había herido en el orgullo. A mí me dio por sonreír. Un tío joven hablando de la importancia de la juventud, frente a esa idea absurda impuesta en el mundo de que lo más importante es la experiencia. Qué tontería. Una va por el mundo, con sus pasiones y sus vergüenzas, se le ve mujer, se le ve joven, ¡cuidadín!: no tienes experiencia, cómo vas a hablar de ese tema, si eso es un gran tabú y hay que leerse todos los libros del mundo para escribir cuatro frases. Pues no, la vida se hace haciendo, y todo se aprende haciendo, con actitud de humildad y aprendizaje, que para eso hemos venido a este mundo.

Todos a pintar en Madrid

Todos a pintar ¡! /Madrid. J.M

Percibo, no sé si en mi obsesión por los derechos humanos ligados a conflictos armados, el fantasma de la guerra civil española en las elecciones en Madrid, en la atmósfera que irradia la “competición” entre ambas mujeres, Esperanza Aguirre y Manuela Carmena. Cada una de ellas representa un polo. Me gusta cómo habla esta última, la tranquilidad que transmite. Aquellas ilustraciones que le hicieron todo ese grupo de ilustradores magníficos, aquellas ilustraciones, por colores y formas, me recordaron a las ilustraciones que a veces veo cuando visito museos de la paz o de la guerra civil o de la violencia, que es más común.

Aquel énfasis en la necesidad de que ella ganara. Esta mujer que luchó contra el franquismo, se le relaciona con la defensa de los derechos humanos, habla con propiedad y humanidad. La humanidad que desprende y todas las personas que le han votado, en ese contexto de necesidad de hacer algo cuando Madrid estaba psicológicamente muy hundida, parar la barbarie del Partido Popular, asimilado a la deshumanización más extrema del capitalismo.

Ilustración en favor de la candidatura de Manuela Carmena

Una de las ilustraciones realizadas por el Movimiento de Liberación Gráfica de Madrid en favor de la candidatura de Manuela Carmena.

Incluso ver a candidatas como Manuela Carmena intentando calmar el miedo de muchos ciudadanos a que llegue al poder o tranquilizando también a la banca de que traerá inversión. Después vi aquella manifestación de ancianos contra Podemos en Madrid bajo el lema “Madrid no es comunista”. La candidata a la alcaldía Manuela Carmena es independiente, pero se presentó dentro de la agrupación de Podemos, “Ahora Madrid”. El mismo hecho “Ahora Madrid” da qué pensar, vuelve ese fantasma, de algo inconcluso en el pasado. Volviendo a aquellas manifestación de ancianos; agredieron a periodistas, estaban desquiciados, y no sé quién fue, si un hombre o una mujer, que dijo “a tomar por culo los rojos” o algo así.

La situación en Euskadi es diferente

En Euskadi no puedo decir que haya percibido el fantasma de la guerra civil española en estas elecciones. El Partido Nacionalista Vasco las ha ganado. Ahora tenemos a la derecha. Antes teníamos a Bildu. Bildu ha sido castigado; mala gestión de los ayuntamientos. Aquí tenemos el fantasma de ETA, el fantasma de todos los asesinatos, del dolor y el resentimiento, del consentimiento de la violencia. Ahora el fantasma de la esperanza también, en un proceso de paz, pues algo paralizado. Ojalá llegue alguien al Gobierno central de España que impulse este proceso de rehabilitación, de saber cómo vivir.

El espíritu del tiempo tras las elecciones me parece interesante. Una los ve obligados al diálogo. El diálogo es positivo frente a la imposición.

Compartir / Banatu / Share
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies

Descarga el ebook gratuito

Las paredes pueden hablar y más en lugares donde se han vivido conflictos.

 

Descubre por qué y para qué hablan las paredes del País Vasco, cuáles son sus mensajes, la evolución desde antes de la guerra civil hasta la actualidad.

 

Las implicaciones político-sociales de las paredes pintadas en un click. 

You have Successfully Subscribed!

Descarga el ebook gratuito

  

Descubre cómo es el ritual del matrimonio en Turquía.

 

Todo el proceso por el que pasan las mujeres turcas antes de dar el "sí quiero": las 4 ceremonias de la tradición turca antes de llegar al altar.

You have Successfully Subscribed!